Nuevo brote de brucelosis infecta a 6.000 personas en China

INTERNACIONAL | Según informó la gobernación de la provincia de Gansu, en Lanzhou -noroeste de China-, más de 6.000 personas dieron positivo por la enfermedad bacteriana llamada brucelosis, un brote causado por una la fuga de una bacteria en una planta de vacunas hace más de un año.

Según una declaración de la comisión de salud de Lanzhou fechada en septiembre, el brote se originó en una fábrica biofarmacéutica propiedad de China Animal Husbandry Industry Co. La fábrica utilizó desinfectantes vencidos para fabricar vacunas contra la brucelosis, dejando la bacteria en su gas residual, dijo el organismo, citando los resultados de una investigación oficial.

El gas residual contaminado formó posteriormente aerosoles que fueron transportados por el viento hasta el Instituto de Investigación Veterinaria de Lanzhou, donde se registró el brote por primera vez en noviembre del año pasado, dijo la comisión de salud. El sitio de producción de vacunas y expertimentos contra la brucelosis se cerró en diciembre de 2019 y se desmanteló en octubre, según Global Times. 

¿Qué es la brucelosis?

A diferencia del nuevo coronavirus, al cual se le atribuye su origen en un laboratorio de Wuhan, también en China, la brucelosis no es una enfermedad desconocida ni nueva.  Los seres humanos contraen esta infección bacteriana a través del contacto directo con animales infectados, al comer o beber productos animales contaminados o crudos, o al inhalar agentes en el aire, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). 

Quienes están principalmente expuestos a esta bacteria son aquellos profesionales que trabajan en granjas o veterinarios, que mantienen contacto directo con animales. Los síntomas son similares a los de la gripe, con fiebre, dolor de cabeza, disminución del apetito. El período de incubación es de cinco a 60 días. Sin embargo, el diagnóstico es difícil porque la mayoría de los casos son subclínicos, con síntomas clínicos muy leves o subliminales. La brucelosis suele tratarse con una combinación de diferentes antibióticos.

DW

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: